Centro Comercial Arena Multiespacio, local 0-37 (planta calle); C/ San Vicente Martir, 80 963456348 09:00- 21:00 Tu tienda erótica en Valencia

5 curiosidades sobre los hombres que toda mujer debe conocer

Es cierto que, por ser lo que somos, nos hemos centrado mucho en el sector femenino. Enfocando la mayoría de las curiosidades hacia vosotras. Lo que muchas veces, nos ha llevado a preguntarnos: “¿Por qué no encontramos tanta información masculina?”. La respuesta es muy sencilla y estamos seguros de que ellas lo saben. Y muchos de vosotros lo intuís. El caso es que la respuesta a esta pregunta es la siguiente: los hombre son tan sencillos que no han sido tan sumamente interesantes a la hora de realizar investigaciones. Por eso, nosotros venimos dispuestos a demostraros que no es así.

Como expertos en la materia, nos vemos en la “obligación” de conoceros a fondo. Esto implica leer mucho, culturizarse mucho y estudiar mucho. Sí, así es… Os espiamos. El caso es que todos los que trabajamos en esta pequeña empresa, conocemos dos libros que son esenciales a la hora de conoceros: El Cerebro Masculino y El Cerebro Femenino. Ambos, bestsellers desde su primera edición. Ya os hablamos de Louann Brizendine, la primera psiquiatra que decidió estudiar en profundidad el comportamiento femenino. Pues bien, con el masculino no se quedó corta.

Debido a nuestra reciente lectura de este “librazo”, venimos dispuestos a esclareceros muchas curiosidades sobre los hombres, chicas. Los hombres, a pesar de ser lo más sencillo que haya podido parir la Madre Naturaleza, no tienen absolutamente nada de sencillos –excepto si realmente lo comparamos con una mujer, claro-. Por eso, a continuación os dejamos las curiosidades sobre los hombres más curiosas y las rarezas del cerebro masculino.

Curiosidades sobre el hombre

Piensan 2.5 veces más en sexo que una mujer.

Que el hombre está siempre pensando en sexo es bien sabido, para qué nos vamos a engañar. El caso es que después de leer esto vais a entender muchas cosas. Comparando las áreas cerebrales vinculadas al sexo, L. Brizendine se dio cuenta de que ésta era 2,5 veces más grande en el cerebro.  Esto se explica debido a que, durante la niñez-adolescencia, los niveles de testosterona producidos se elevan un 250%, llegando a hacer que los niños piensen hasta 3 veces más en sexo que una niña –y que por lo tanto acaben masturbándose y descubriendo su cuerpo mucho antes-. Durante esta época, el niño tiene de 10 a 15 veces más testosterona que la niña, lo que explica por qué está siempre pensando en sexo y todo lo relaciona con él. Para nosotros, es la explicación más lógica e irrefutable a una de las curiosidades sobre los hombres más debatidas entre los grupos de féminas desde tiempos inmemoriables. 

Escaneo constante.

Al hombre le es imposible no estar escaneando a su pareja –o no su pareja- constantemente. Esto se hace de una forma tan inconsciente que ellos apenas se llegan a dar cuenta –aunque sí lo hagan las mujeres-. El hecho de que los hombres siempre estén mirando los pechos y las curvas de una mujer tiene una explicación lógica. Sí, sí. ¡Lógica de verdad! Aunque pasen siglos y siglos, todo ser humano sigue programado con un fin: hacer que la especie perdure en el tiempo –como todo animal del mundo, vamos-. Esto implica que, sin quererlo, el hombre va a estar siempre buscando a la “hembra” perfecta para darles la mejor prole. Esto pasa exactamente igual en el sexo femenino: ellas buscan al hombre que asegure la supervivencia de su prole. Las cosas han cambiado, claro, y esto ya no es tan primordial como la conexión que pueda haber entre dos personas. Pero ahí está, por los siglos de los siglos.

Los hombres controlan más las expresiones que las mujeres.

Cuando se dice que las mujeres son como un libro abierto, nada de mentira hay en ello. Como bien dice Marc Vidal, en su libro Macho Alfa, el hombre lleva años sabiendo qué hacer y cómo no demostrar sus emociones. ¿Por qué? Pues básicamente, porque desde siempre se ha dicho que el hombre no puede expresar lo que siente. Por lo que, el hombre ha desarrollado un instinto para convertirse en Alfa, dejando de lado toda expresión facial 2,5 segundos después de sentirla y “expresarla”. Otra de las muchas curiosidades sobre los hombres que queda resuelta gracias a la ciencia.

Son mucho menos compasivos.

En nuestro cerebro, existen unas neuronas llamadas espejo. Dichas neuronas son las que se encargan de hacernos sentir empatía, vamos que nos permiten entender lo que está diciendo y experimentando el otro. El sistema neuronal masculino, en este sentido, es mucho más pequeño y está mucho más inactivo en el tiempo que en el cerebro femenino. Esto explica, claramente, por qué los hombres se hacen un lío cuando sus parejas se comunican con emociones antes que con un discurso totalmente asertivo.

Las razones son sencillas: el hombre evolucionó para cazar, cuestión que le impedía empatizar con su presa; mientras que la mujer se desarrolló para cuidar de la prole y por lo tanto para entender y cuidar del indefenso. Esto afirma L. Brizendine. Ahora ya sabéis por qué una de las mayores curiosidades sobre el hombre en el cerebro femenino está tan extendida.

Sienten tanto o más que las mujeres.

Hay una cosa que está clara: el hombre es mucho más difícil de cazar por su instinto nato de cazador. Con cazar nos referimos a que es mucho más complicado que un hombre se enamore. Sin embargo, él, al igual que la mujer, está “programado” para vivir con una pareja en monogamia a lo largo de toda su vida. Por eso, cuando el hombre encuentra a la mujer perfecta, se asienta con ella y con ello llegan, además del deseo, el amor y el enganchamiento.

Según la autora de El Cerebro Masculino, “Cuando un hombre empieza a tener relaciones sexuales con una mujer por la que siente atracción sexual, su cerebro libera dopamina -la hormona vinculada al placer- y él se enamora rápidamente, incluso pueden llegar a ser adicto sexual a ella”. Claro que para llegar a ése punto… El proceso suele ser largo y algo tedioso desde el punto de vista femenino.

Ya sabéis chicas, son simples, sencillos, fáciles de gestionar, como queráis llamarlo pero ellos también tienen sus cosillas. Durante mucho tiempo se han gestado muchas curiosidades sobre el hombre y seguro que hasta ahora no teníais respuesta para ellas. Ya sabéis que lo importante en todo esto es…

Sed malos.

Leave a Comment

98 - 96 =