Centro Comercial Arena Multiespacio, local 0-37 (planta calle); C/ San Vicente Martir, 80 963456348 09:00- 21:00 Tu tienda erótica en Valencia

Existen diferentes tipos de orgasmo femeninos 

Ser mujer es complicado hasta para tener orgasmos. No por nada, sino porque existen muchas formas de conseguir y de disfrutar un orgasmo. Y a disfrutar no estamos hablando del con quién se comparta, sino de cómo pasar esos segundos de vuestras vidas. Seguro que muchas conocéis ésa amplia gama de tipos de orgasmo que existen. Otras, sin embargo, no tendréis ni idea de lo que decimos.

Es horrible que, por causas que muchas veces no se pueden controlar, os quedéis sin probar ése pedacito de cielo. Sí, de cielo. Porque al fin y al cabo, el orgasmo es eso: un momento que se convierte en el mejor de nuestras vidas –al menos durante esos segundos-. Da igual que seamos hombre o mujer, el orgasmo es el mejor momento para cualquiera. El problema que tienen muchas mujeres es que tienen demasiados tabúes, bloqueos que son incapaces de quitarse de encima y por eso se ven incapaces de disfrutar de los diferentes tipos de orgasmo que existen.

Dependen total y absolutamente de su pareja: ¡Chicas, despertad! Es probable que, hoy en día, los chicos se defiendan bastante bien, pero eso no quiere decir que sean unos cracks. Que no os preocupe el tocaros delante de él. Al contrario de lo que podáis pensar, esto les excita mucho.

Overbooking mental: Muchas mujeres no llegan a tener orgasmos porque piensan demasiado. Piensan en sus quehaceres, en lo que estará pensando su pareja de ella en ése momento, etc… ¡Stop! Disfrutad y dejad de agobiaros.

tipos de orgasmo

Son dos problemas clave y básicos, y aunque está claro que habrán un millón y medio más, estos son los básicos. Para combatir todo eso, hoy venimos cargados de sabiduría y os traemos los tipos de orgasmo –básicos porque si nos ponemos a desglosar no acabamos nunca- y cómo conseguirlos.

Tipos de orgasmo femenino

#clitoriano

El más hablado, el más comentado y el menos experimentado. Si no sois vosotras las que os tocáis, es complicado que lleguéis a tenerlo –o eso dicen-. Este es uno de los tipos de orgasmo más complicado, pero es factible por todas las terminaciones nerviosas que hay en el clítoris. Lo más normal es que a muchas os moleste bastante si os lo estimulan muy rápido o muy fuerte, por eso es mejor que pidáis o, mejor aún, os toquéis haciendo círculos e intercalando clítoris y labios mayores.

#vaginal

Parece mentira pero sí, muchas mujeres pueden llegar al orgasmo sólo con la estimulación vaginal. Son mujeres que tienen, en su gran mayoría, las paredes vaginales más finas y por eso les resulta más fácil llegar al orgasmo así. Para las que no sois tan duchas en conseguir estos tipos de orgasmo, os recomendamos que os busquéis vosotras –manualmente- el punto “débil” de vuestra vagina y que le digáis a vuestra pareja hacia donde tiene que apunta. Tiene que ver con el Punto G, pero no siempre. Muchas veces se localiza también en la pared posterior de la vagina, en una pared lateral o en la zona en la que se encuentra la vejiga. Cada una es un mundo. Os recomendamos que juguéis en varias posturas para estimular bien ése punto ya que no es fácil tener un orgasmo si no se es muy vaginal.

#combinado.

Easy, ¿verdad? Sí, no os tiene que haber costado mucho descubrir de qué va el rollo. Dicen de este es uno de los tipos de orgasmo más potente que puede tener una mujer. Según #laschicasbesatame es más que cierto esto que dicen. La mejor forma para llegar es que sea ella quien “cabalgue” y que él la apriete hacia abajo. Los movimientos circulares proporcionan una estimulación completa de la vagina –tocando ése punto en concreto- y el roce creará una fricción clitoriana que os hará llegar rápidamente al orgasmo.

#multiple.

Orgasmos múltiples… Seguro que a muchas, la unión de esas dos palabras se os hace impensable, ¿a que sí? Aunque no lo creáis, estos tipos de orgasmos, ¡sí son posibles! Y son más fáciles de conseguir de lo que creéis. Los orgasmos múltiples son aquellos que, sin parar, van llegando. Para conseguir este tipo de orgasmo es importante que tanto ellas como ellos estéis bien al loro. ¿Por qué? Pues porque con el primero -para conseguir los siguientes- se debe seguir estimulando el clítoris. De esta manera, digamos, que el clítoris no “descansa” y el cerebro sigue registrando esos movimientos como placenteros. Y así, es como, de uno en uno van llamando a la puerta para entrar.

¡Ojo! No a todas las mujeres les gusta esto. Hay muchas que si no se hace mientras tienen el primero, ya les es imposible. Esto de sebe a que son muy sensibles clitorianamente hablando, por eso hay que andarse con cuidado muchas veces.

¿Os imaginabais que había tantos tipos de orgasmo y que era tan fácil conseguirlos? Si es que… ¡Quien no tiene es porque no quiere! Ya sabéis lo que hay que hacer para tenerlos todos pero no seáis avariciosas y dejad para los demás.

Sed malas y malos. 

Leave a Comment

41 ÷ = 41