Centro Comercial Arena Multiespacio, local 0-37 (planta calle); C/ San Vicente Martir, 80 963456348 09:00- 21:00 Tu tienda erótica en Valencia

Razones por las que tener una máscara como juguete sexual

Ya sabéis que somos muy fans de que exploréis vuestra sexualidad, de que experimentéis como para saber y poder decir “Esto no me gusta” o “Esto no quiero hacerlo” y hacerlo con conocimiento de causa. Hay cosas que, por lo que sea, no estamos dispuestos a hacer, como puede ser el BDSM porque a mucha gente, verse sometida a la voluntad del otro pues como que no le va, pero aún así, hay muchas experiencias previas al Hard BDSM que se pueden ajustar a todas las personalidad. Uno de esos casos puede ser el uso de antifaces o máscaras ya que no suelen ser demasiado intrusivas y es como un pequeño fetiche que todos tenemos dentro.

Como ya os dijimos, hay una serie de juguetes que son un must y que no pueden faltar en nuestro rincón de adultos. Y sí, es uno de los accesorios que no nos puede faltar. No es porque a nosotros nos encanten las máscaras –que también, claro- pero es básicamente porque son totalmente complementarias a otros juegos, disfraces, juguetes y accesorios. Por supuesto, las máscaras tienen una cantidad de beneficios que no te puedes ni imaginar, aunque no lo creas son un juguete sexual que viene genial para tener por casa. Es pequeño, discreto y se puede guardar en cualquier sitio. Pero eso no es todo lo que la máscara puede hacer por ti.

antifaz juguete sexual

Cuatro razones por las que poner una máscara en tu vida

Es un juguete más

Lo creas o no, tener una máscara en casa puede sacarte de más de un apuro. Está claro que en casa podemos hacer medio millón de cosas sin tener que usar accesorios o complementos sexuales. Está claro que la imaginación no tiene límites y, por supuesto, siempre se puede recurrir al porno, a los juegos típicos o, directamente, cumplir la típica fantasía sexual de toda la vida. Sin embargo, no podemos engañarnos y decir que los disfraces o la lencería no son algo que le guste a todos –sí, hombres y mujeres- porque si hay algo que estimula el juego sexual y activa la imaginación son los disfraces. Al final, la máscara es como un disfraz o un juguete sexual más, con menos tela y más barato. La máscara te ayudará a disfrutar de nuevas experiencias y sensaciones. Sí, ese cachito de tela puede hacer maravillas contigo y con tu pareja en la cama.

Ayuda a reavivar la pasión

La pasión es algo que es indispensable mantener vivo. A veces, la vida diaria hace que el cansancio pueda con nosotros y, por supuesto, la monotonía también nos afecta mucho a la hora de tener sexo. Muchas personas suelen aprovechar el fin de semana para disfrutar de los encuentros sexuales más elaborados. Y cuando decimos elaborados hablamos de usar juguetes, accesorios, disfraces, etc. Sin embargo, la lencería y la máscara son un juguete perfecto para mantener la pasión sexual y la vida conyugal a pleno rendimiento. Es un accesorio muy fácil de poner, de quitar y, por supuesto, de esconder por lo que es ideal para parejas que tengan hijos.

Te ayuda a ser quien quieras ser

Los disfraces son uno de los juguetes sexuales más llamativos porque nos permite, además de hacer realidad nuestras fantasías más básicas –y las menos básicas-, ser quien queramos ser en cada ocasión. Por eso, la máscara es un accesorio muy útil ya que nos ayuda a realizar nuestras fantasías, permitiéndonos ser quienes queramos ser en ese momento. La idea es poder aprovechar el anonimato –aunque tu pareja ya sepa quién eres- porque a nivel personal te sientes más seguro y más realizado cuando mantienes relaciones sexuales. Por supuesto, la máscara te ayuda a conseguir que te dejes llevar ya que como está oculta tu identidad, actúa como inhibidor por lo que en las relaciones estamos más seguros. La gracia de esto es que nos permite disfrutar de otras experiencias que, a lo mejor, no nos plantearíamos hacer. Por otro lado, las máscara es un accesorio mucho menos “despectivo” en muchas ocasiones para la mujer, teniendo en cuenta el tipo de disfraces que se mueven por este mundo.

Te priva de tu sentido principal

Si en algo pecamos los humanos es que confiamos al 100% en nuestra vista. No es que sea algo malo, sino que esto puede hacer no poder disfrutar del todo bien desde otros aspectos. La máscara, en muchas ocasiones, puede llegar a privarte de la vista, por lo que te ayudará a agudizar otros sentidos como el olfato y el tacto, haciéndote sentir nuevas cosas y nuevas sensaciones que hasta el momento no conocías. De hecho, según un estudio de la Universidad de Berckley, la máscara puede ser el recurso perfecto para las mujeres para las que sus orgasmos dependan más de lo emocional que de la estimulación física. Por supuesto, es no es igual para todas.

Ya sabes que nosotros, buscamos darte lo mejor y siempre con las mejore ideas buscando que encuentres en tu sexualidad un refugio en el que disfrutar y encontrar un lugar de relax.

Leave a Comment

× 7 = 35